La estrategia del beisbol cubano se valida desde la base

Compartir...

En ajuste a la esencia integradora que caracterizó su gestación, la estrategia aprobada para el desarrollo del beisbol cubano vive desde hoy un primer acercamiento a su implementación desde la base.

En el encuentro inicial, con escenario en la capital espirituana, el vicepresidente primero del Inder, Raúl Fornés Valenciano, recordó que el proceso nació de la amplia consulta popular desplegada a finales del 2019 y dejó mil 611 planteamientos.

Junto al comisionado nacional Juan Reinaldo Pérez y otros especialistas, el directivo expuso que tales criterios se agruparon en ocho áreas y generaron 63 acciones, con énfasis en la dimensión temporal y generalizadora asociada a las metas declaradas.

Al exponer los resultados de la labor desplegada por el grupo de expertos que hicieron realidad el documento, presentado en enero del 2020, Fornés resaltó que las limitaciones impuestas por la covid-19 no impidieron los pasos metodológicos y la elaboración de documentos normativos.

Puntualizó que en ese sentido son identificados ámbitos de alto interés como reserva deportiva, selección de talentos, rescate de activistas y entrenadores, creación de círculos de interés de jueces y árbitros y la revisión de los horarios asignados a los entrenamientos.

Añadió que aparecen igualmente la afiliación a la Federación Cubana de Beisbol, el fortalecimiento del sistema competitivo, la correcta explotación de las fortalezas contenidas en el actualizado convenio Inder-Mined y las carencias de implementos y materiales, con acento en el rol de las producciones locales en pos de la masividad.

«Además, quedaron establecidos los plazos estimados para el desarrollo o cumplimiento del plan en los diferentes niveles», aseveró antes de acotar que en lo adelante se articulará el chequeo en visitas temáticas y balances anuales de cada provincia. 

Su intervención también quedó matizada por el llamado a acelerar esta labor en la misma medida en que la nación asuma la nueva normalidad, a partir del quehacer de las diferentes direcciones territoriales del organismo deportivo y la disciplina.

«Está claro que, más allá del respaldo económico requerido por muchas de las proyecciones concebidas, entre las que aparecen identificar otras fuentes de financiamiento, se impone acelerar las no condicionadas a esa realidad», enfatizó.

Llamó a la permanente comprobación de la correspondencia entre las acciones y los planteamientos realizados, en reuniones de exposición y análisis, mesas de trabajo por direcciones e intercambios con los territorios, ponderándose la retroalimentación para enriquecer la toma de decisiones según el cambio de escenario.

El encuentro, como sucederá esta tarde en Ciego de Ávila y en los venideros, se complementó con lo avanzado por Sancti Spíritus en esta etapa, y una mirada a sus condiciones de cara a la Serie Nacional 61, que pudiera comenzar en la tercera semana de enero del 2022.

Tomado de JIT


Compartir...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *