Variante Delta en Alemania dispara el crecimiento exponencial de contagios

Compartir...

La canciller alemana Angela Merkel manifestó su preocupación por el “crecimiento exponencial” de casos de coronavirus, en especial debido a la progresión de la variante Delta. “Cada vacuna es un paso de regreso a la normalidad”, valoró Merkel, quien insistió en que el objetivo de las autoridades es evitar una sobrecarga del sistema sanitario alemán como consecuencia de un nuevo incremento de contagios. En ese sentido, la canciller le pidió a la población que siga respetando las medidas de precaución como el uso de barbijos y el respeto del distanciamiento social.

“Tenemos un crecimiento exponencial de contagios. Esta dinámica me parece preocupante”, dijo Merkel en conferencia de prensa desde Berlín. “Debemos suponer que tendremos el doble de infecciones en menos de dos semanas”, remarcó la canciller alemana.

Desde mediados de julio, el número de nuevos casos diarios de covid-19 supera en promedio los mil: el Instituto Robert Koch de vigilancia sanitaria informó este jueves que detectó 1.890 casos en 24 horas.

Frente al avance de la variante Delta, que ya se ha convertido en la principal en Alemania y en gran parte de Europa, la canciller sostuvo que la vacunación es más importante que nunca. “Cada vacunación cuenta. Cada vacunación es un paso, un pequeño paso, hacia una vuelta a la normalidad para todos. Cuanto más nos vacunemos, más libres volveremos a ser. No solo como individuos, sino también como comunidad”, aseguró.

“Una vacuna protege a usted y a las personas a las que quiere. A todos los que ya se han vacunado, les digo: intenten movilizarse y convencer a los demás, ya sea con la familia, con los amigos, en el campo de fútbol”, insistió Merkel en su habitual conferencia de prensa estival, la número 29 desde que es canciller y posiblemente la última, debido a que ya anunció que no será candidata en las elecciones generales del 26 de septiembre.

Hasta el momento Alemania vacunó al 60,4 por ciento de su población con una dosis y al 48 por ciento con las dos, aunque el ritmo de vacunación se ralentizó en las últimas semanas. Cabe recordar que la inmunización contra la covid-19 en el país no es obligatoria.

Merkel dejó abierta la posibilidad de recurrir a nuevas restricciones si el número de contagios sigue aumentando en una “inminente cuarta ola” para no “sobrecargar el sistema sanitario”. En la misma línea se había expresado el miércoles el ministro de Salud, Jens Spahn.

De acuerdo a los datos del Instituto Robert Koch, 91.477 personas murieron y más de 3,7 millones se contagiaron de coronavirus en Alemania desde el inicio de la pandemia. La tasa de infección alemana sigue siendo baja comparada a la de otros países europeos, aunque el riesgo de un aumento pronunciado de los contagios por la variante Delta volvió a alimentar el debate sobre si será necesario volver a imponer las restricciones a la vida pública que se fueron levantando en las últimas semanas.


Compartir...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

6 − 5 =