OMS: Vacunados deben mantener mascarilla en regiones con alta transmisión

Compartir...

Las personas vacunadas contra la COVID-19 deberían conservar la mascarilla en las regiones donde la transmisión del virus es elevada, indicó la OMS el viernes, poco después del adiós estadounidense a la mascarilla.

Estados Unidos, donde el número de casos de COVID-19 bajó fuertemente, anunció este jueves el levantamiento de la recomendación de llevar mascarilla para las personas vacunadas, aunque se recomendaron algunas excepciones.

Interrogados sobre ese cambio, expertos de la OMS no hicieron comentarios directos, pero subrayaron que todo depende del contexto epidemiológico de cada país, y recordaron que las vacunas no ofrecen una protección al 100%.

“Incluso en situaciones donde la cobertura de vacunación es elevada, si hay mucha transmisión no se retira la mascarilla”, afirmó el director de Emergencias Sanitarias de la OMS, Mike Ryan, en conferencia de prensa.

La directora científica de la OMS, Soumya Swaminathan, dijo que los datos provenientes de países que amplían las vacunaciones muestran que las vacunas “protegen contra la infección en una proporción que va de 70 a 80%”.

Para la experta, “muy pocos países están en situación de abandonar las medidas”. En la mayoría de los países “debemos continuar aplicándolas”.

“Uno puede ser infectado, tener la enfermedad asintomática o ligera inclusive después de vacunarse”, añadió.

La OMS señaló que las condiciones locales deben tenerse en cuenta si un país planea permitir que las personas vacunadas no usen mascarillas en público.

“En el caso de un país que desea eliminar un mandato de mascarilla, solo debe hacerse en el contexto de considerar tanto la intensidad de la transmisión en el área como el nivel de cobertura de la vacuna”, dijo el principal experto en emergencias de la OMS, Mike Ryan.

Este jueves, los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés) de Estados Unidos anunciaron que la población vacunada del país puede ir sin mascarilla en la mayoría de espacios abiertos y cerrados, aunque deberán mantenerla en lugares concurridos, como hospitales, aviones y autobuses.

El 35% de la población estadounidense, más de 177 millones de personas, están totalmente inmunizadas contra el coronavirus al haberse inoculado con la dosis única de la vacuna de Johnson & Johnson o las dos de Pfizer o Moderna, según cifras oficiales.

En ese contexto, los CDC levantaron su recomendación de llevar la mascarilla: los vacunados podrán quitarse el tapabocas en el exterior y también en el interior de algunos lugares.

“Todo el que esté completamente vacunado puede participar en actividades en espacios interiores y exteriores, pequeños o grandes, sin llevar mascarilla o distancia física”, declaró Rochelle Walensky, directora de CDC, la principal agencia federal de salud pública del país.

“Si está completamente vacunado, puede comenzar a hacer las cosas que dejó de hacer por la pandemia”, añadió la experta.

“¡Si uno está completamente vacunado ya no necesita usar tapaboca!”, dijo el presidente Joe Biden al celebrar la noticia en un breve discurso televisado desde los jardines de la Casa Blanca.

Walensky explicó que, según los últimos estudios, las vacunas son eficaces no solo contra los casos sintomáticos sino también contra la propia posibilidad de ser infectado, así como contra las variantes que están en circulación.

También destacó el hecho de que las pocas personas que se infectaron con COVID-19 a pesar de haber sido vacunadas resultaron ser menos contagiosas.

“Si usted presenta síntomas, debe volver a ponerse el tapabocas y hacerse la prueba de inmediato”, dijo sin embargo Walensky. También advirtió que si la situación sanitaria empeoraba, estas nuevas recomendaciones podrían revisarse.

(Con información de agencias)


Compartir...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

doce − 2 =