Sentencia de Fidel encabeza Declaración en Caimanera

Compartir...

Finaliza V Seminario por la PazGuantánamo.-  “Un mundo de paz es posible”, apotegma del Comandante en Jefe Fidel Castro, encabezó la Declaración Final del V Seminario Internacional por la Paz y la Abolición de las Bases Militares Extranjeras, el cual concluyó hoy en este Poblado Héroe de la provincia de Guantánamo .
 
 

El documento llamó a redoblar la lucha contra las agresiones imperialistas amenazadoras de la paz mundial y fue leído por el periodista dominicano Juan Pablo Acosta, vicepresidente del Consejo Mundial por la Paz, en nombre de los más de 200 delegados de 32 países participantes en el foro, que sesionó en la cabecera provincial.
 
Intervinieron en la cita representantes de organizaciones antibelicista de todos los continentes, entre ellas el movimiento norteamericano CODEPINK (Código Rosa): Mujeres por la Paz.
 
La política injerencista estadounidense con fines geopolíticos de dominación, su escalada de enclaves navales por todo el orbe y la expansión de sus socios de la OTAN, fue denunciada en el acto público, desde Caimanera, limítrofe con la única frontera artificial existente en Cuba, impuesta por Washington en 1903.
 
A ese injustificable enclave yanqui en suelo cubano censuró la declaración, aprobada en previa sesión plenaria, la cual exigió el retiro de esa ocupación militar y el cese del injusto bloqueo económico a la Isla, ambos mantenidos pese al abrumador repudio internacional.
 
El texto dado a conocer al mundo hoy criticó además las guerras injerencistas en el Oriente Medio y África, causantes de las migraciones masivas y estas de la muerte en el mar de un gran número de emigrantes que buscan refugio en naciones europeas, que por lo general los rechazan.
 
A ese inestable contexto global –explica el documento- se suma ahora la presencia de una nueva administración republicana en Estados Unidos, que ha generado innumerables criticas y gran escepticismo, y cuyas acciones militares más reciente hacen sonar los tambores de un conflicto de desbastadoras consecuencias para la humanidad.
 
La proclama en Caimanera se pronunció igualmente contra la seria amenaza actual a la región latinoamericana y caribeña, por las arremetidas imperialistas en contubernio con las oligarquías locales, que se esfuerzan por revertir los progresos sociales logrados durante más de una década en varios países del hemisferio.
 
En ese contexto –enfatiza el escrito- cobra mayor vigencia la Proclama de América Latina y el Caribe como Zona de Paz, aprobada por la II Cumbre de la CELAC, realizada en La Habana en enero de 2014 como el compromiso político de mayor envergadura adoptado por los Estados del área.
 
Los antibelicistas presentes este sábado en Caimanera, la mayoría provenientes de los EE.UU., se comprometieron a fortalecer las campañas por un mundo de paz, sin terrorismo ni armas nucleares, químicas ni bacteriológicas, y a continuar demandando el cierre de las bases militares en el mundo y la retirada de tropas en los países ocupados.
 
Desde el jueves último, en la Universidad de Ciencias Médicas de la Villa del Guaso, las delegaciones debatieron en plenaria una docena de ponencias que dieron un panorama de la presente situación de las instalaciones navales extranjeras en el orbe, sobre todo las de Washington, que mantiene 865 en unas 130 naciones.
 
Presidieron el evento María Do Socorro Gomes, presidenta del Consejo Mundial por la Paz; Samuel Wanitsh, coordinador de la Asociación de Amistad Suiza-Cuba; Graciela Ramírez, al frente del Comité Internacional de Paz, Justicia y Dignidad para los Pueblos, y Silvio Platero, del Movimiento Cubano por la Paz.
 
A su sesión inaugural asistieron también José Ramón Balaguer Cabrera, miembro del Secretariado del Comité Central del Partido Comunista de Cuba (CC-PCC), quien realizó una aleccionadora intervención, y Denny Legrá Azahares, Primer Secretario del PCC en la provincia, presente también en el acto de masas de hoy.
 
Fuera de los horarios teóricos los participantes tuvieron la oportunidad de recorrer las calles de Guantánamo y Caimanera, compartir con sus pobladores y conocer de su rica cultura.


Compartir...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 × cuatro =