Republicanos quieren más para afectar a Hillary Clinton

Compartir...

Guantánamo (Redacción Solvisión)  Hoy los republicanos de la Cámara de Representantes de Estados Unidos desean tener más elementos para afectar a Hillary Clinton, virtual candidata demócrata a las elecciones presidenciales que se realizarán en el mes de noviembre.

En esa línea, los del partido rojo llamaron a audiencias a altos funcionario del gobierno para revisar el manejo de la investigación en el servidor de correo electrónico privado de la exsecretaria de Estado Clinton por la Oficina Federal de Investigaciones (FBI).

Hoy jueves el director del FBI James Comey se presentará ante el Comité de Supervisión de la Cámara, apenas dos días después de que se negó a recomendar que los fiscales federales presentaran cargos contra la exjefa de la diplomacia durante el primer mandato de Barack Obama.

También está previsto que el próximo martes, la fiscal general Loretta Lynch responda a las preguntas que le harán los miembros del Comité Judicial de la Cámara en una sesión que potencialmente se centrará en el caso que se perfila como un esfuerzo desesperado de los republicanos para afectar aun más a la virtual nominada demócrata.

Pese a que la investigación fue vista desde sus inicios como politizada, los legisladores republicanos dicen que la recomendación del martes de no presentar cargos criminales es la culminación del proceso de politización de la justicia, e intentan sacar provecho a sus esfuerzos de más de un año contra la abanderada demócrata.

El patrón de hechos presentado por Comey deja claro que la exsecretaria Clinton violó la ley, alegó el presidente del Comité de Supervisión Jason Chaffetz (R-Utah) en un comunicado que anunció la audiencia de este jueves por la mañana.

Los inspectores generales del Departamento de Estado y la comunidad de inteligencia federal también fueron invitados a la audiencia, aunque no está claro si van a aparecer en tan poco tiempo.

La posición asumida por Comey, un republicano de toda la vida que sirvió en la administración de George W. Bush, de no presentar cargos contra Clinton desvanece las esperanzas de esa agrupación a apenas dos semanas de la convención de investidura de los candidatos de ambos partidos.

Pese a que el director del FBI reprimió veládamente a Clinton, causó mucha contrariedad en las filas de los rojos su recomendación en contra de un caso criminal, algo que según analistas causó sorpresa e incredulidad.

Según dijo el presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan (R-Wisconsin) hay muchas preguntas que necesitan ser contestadas, así que van a hacer esas preguntas durante la audiencia.

Mientras tanto, demócratas y defensores de Clinton estiman que la investigación y todo lo que se mueve ahora alrededor de ella es una cacería de brujas por motivos políticos y destinada a distraer al público del presunto candidato republicano Donald Trump, quien estará hoy en el Capitolio para reunirse con sus correligionarios de la Cámara y el Senado.


Compartir...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

once + trece =