Evalúan marcha de producción y venta de materiales de la construcción en Guantánamo

Compartir...

Evalúan marcha de producción y venta de materiales de la construcción en GuantánamoGuantánamo.- La más oriental de las provincias de Cuba avanza en el programa de producción local y venta de materiales de la construcción, según evaluó la comisión evaluadora  en la recién finalizada  IX Comprobación Nacional a esa actividad gubernamental en Guantánamo.

La prioridad es atender diferenciadamente a quienes reciben subsidios estatales para el mejoramiento de sus condiciones de vida. De ahí que la provincia sobrecumpla el plan previsto de comercialización y ventas de materiales de la construcción fabricados localmente, el cual aunque insuficiente,  se incrementa en un 5 por ciento con relación a la etapa anterior.

Ello es resultado del  mejor funcionamiento y vínculo del Grupo Provincial para atender la actividad, con las entidades productoras y las que evalúan la calidad de los surtidos, la factibilidad de la expansión del programa hasta los Consejos Populares y el incremento de la gestión para garantizar la maquinaria y otros medios necesarios
para su producción.

La integración de la Universidad y organismos de las ciencias al programa, permitió actualizar el mapa y la informatización para una mejor localización de las canteras de materias primas existentes en el territorio.

Desde septiembre de 2015, fecha del control anterior hasta ahora,  se habilitaron siete nuevos centros productivos y se prevén otros 4 en los municipios de El Salvador, Caimanera y Maisí. La calificación de Bien en Avance otorgada por la Comprobación
Nacional a la provincia constituye nuevo incentivo para lograr empeños mayores.

En agosto de 2011, en La Habana, el Miembro del Buró Político del Partido Comunista de Cuba y Vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros, Comandante de la Revolución Ramiro Valdés Menéndez expresó la necesidad de “Lograr soluciones locales que constituyan alternativas para consumir materiales tradicionales muy demandados, lo que tiene que convertirse en una prioridad para la Dirección del país,
que debe implementarlos y asegurar su generalización”.

Con este concepto surgió y funciona el Grupo Nacional de Producción Local y Venta de Materiales de la Construcción en Cuba con sus instancias a nivel provincial y municipal,  en lo que se denomina programa de autarquías municipales.

En la esencia del funcionamiento de ese Grupo se recalca que “El pueblo es nuestro destino. Un servicio que satisfaga las necesidades de nuestra población ha de ser consciente. ¿Qué materiales necesitan? ¿Qué cantidades? ¿Dónde los usarán? Responder a estas interrogantes requiere conocimientos técnicos y experiencia de manera que se oriente el uso eficaz de los materiales de construcción que se oferten.

De este modo el objetivo de comercializar los materiales de construcción y por tanto del Grupo Nacional de Producción Local y Venta de Materiales de Construcción es lograr que los productos que se comercialicen favorezcan la ejecución de las construcciones y los mantenimientos con la mayor calidad, duración y belleza, con el menor costo energético y económico para el país y los ciudadanos, así como minimizar el  impacto al medio ambiente.

El proceso de descentralización de la economía deberá, atender a las especificidades locales; ordenar la distribución de los recursos, así como establecer mecanismos sencillos, ágiles y efectivos de promoción y venta en las tiendas habilitadas al efecto, que deben permanecer bien surtidas, que operen bajo el concepto de oferta y demanda, no acumulen productos ociosos, ser atendidas por un personal amable, eficiente y bien informado de modo que se modifique y borre para siempre la imagen de los antiguos “rastros”.

De este modo el principal objetivo de las tiendas será cumplir una clara función social: potenciar las ventas, tanto para las construcciones como para el mantenimiento por medios propios; aunque también contribuirán a la recogida de circulante que se destinará en lo fundamental a conceder créditos a las personas con bajos ingresos
necesitadas de construir.

Este Programa debe implementar y dar respuesta al llamado que hoy en este sentido nos hace la Dirección de la Revolución y su cumplimiento dependerá, en gran medida, de que todos los cuadros y personal involucrados en la tarea seamos sensibles, esforzados y capaces de trasmitir estos principios y objetivos a nuestra ciudadanía”.


Compartir...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos × cuatro =