A pesar de la abstención

Compartir...

Bloqueo de Estados Unidos a CubaGuantánamo.- En octubre pasado, el  bloqueo de los Estados Unidos contra Cuba recibió otra contundente condena del mundo cuando en las Naciones Unidas 191 países apoyaron a la Mayor de las Antillas. Fue una votación histórica, pues por primera vez los propios EE.UU se abstuvieron, junto a su aliado Israel, sin embargo…

A menos de un mes, el gobierno de Obama volvió a hacer gala de la hostilidad de esa política al imponer una multa millonaria a la compañía multinacional National Oilwell Varco, con sede en territorio norteamericano, y sus subsidiarias Dreco Energy Services y NOV Elmar, por mantener negocios con la isla.

Esta es la empresa es la número 50 sancionada desde 2009 hasta la fecha bajo la ya saliente administración norteña.

La multa aplicada por la Oficina de Control de Activos Extranjeros del Departamento del Tesoro, OFAC, por sus siglas en inglés, asciende a más de cinco millones de dólares.

Según la entidad, Dreco Energy Services realizó entre 2007 y 2009 un total de 45 transacciones relacionadas con la venta de productos a Cuba por un valor de un millón 707 mil 964 dólares.

A su vez, NOV Elmar participó entre 2007 y 2008 en dos operaciones vinculadas a la venta de bienes y servicios a Cuba por un monto de 103 mil 119 dólares, en violación del bloqueo económico que Washington mantiene desde 1962.

A pesar de las medidas adoptadas por el presidente estadounidense y sus llamados reiterados al Congreso para que levante el bloqueo, las leyes y regulaciones que lo sustentan continúan vigentes y son aplicadas con todo rigor

Su carácter extraterritorial también ha propiciado que diversas entidades bancarias cesaran o rechazaran efectuar operaciones financieras con compañías cubanas o vinculadas a Cuba.

Las agencias encargadas de la aplicación de esa política persisten en la imposición de multas millonarias, con la consiguiente inquietud en los sectores económicos interesados en establecer vínculos nuestro país.

En lo que va de año también fueron sancionadas la compañía estadounidense de diseño WATG Holdings Inc., la petrolera Halliburton y a la compañía francesa CGG Services S.A.

El inhumano bloqueo económico, comercial y financiero contra el pueblo cubano se mantiene como una realidad que ha provocado incalculable sufrimiento a las familias cubanas y provocado perjuicios cuantificables por más de 125 mil 873 millones de dólares.

Su definitivo cese es el principal factor para avanzar en el camino de la normalización de las relaciones con los Estados Unidos, que más allá de abstenerse, debería poner fin de una vez por todas a una medida coercitiva e unilateral que no por capricho es catalogada como un acto genocida.

 


Compartir...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × tres =