Google Analytics Alternative Enamorarse de sí mismo en el Día del Amor (+ Video)
marketing digitalapps para android

Enamorarse de sí mismo en el Día del Amor (+ Video)

Escrito por Yoanna Cervera Hernández el . Publicado en Guantánamo

Enamorarse de sí mismo en el Día del AmorGuantánamo. – “Una vez más es 14 de febrero y nuevamente estoy sola. Supongo que mi caso es similar a miles de personas alrededor del mundo. ¿Será que estoy condenada a pasar así el Día de los Enamorados? Mientras mis amigos y familiares hacen planes para la fecha, buscan regalos, proyectan sorpresas, yo me aferro al último atisbo de esperanza, soñando que llega el príncipe azul y en exagerado gesto romántico, armado de un ramo de flores y una caja de bombones, me confiesa  su amor y pasamos la noche entre velas y pétalos de rosa.”

Así comienza su mensaje una amiga a la que por discreción llamaremos María, solo por escoger un nombre común. Lo cierto es que la convención social dicta que para estar completamente realizados y ser felices durante la marcada y “romántica” fecha, hay que estar acompañado.

“Pero regresando a la realidad, esta será otra jornada de quedarme sola en casa, mientras mis vecinos salen a celebrar e intercambian regalos.”- continúa ella en su triste soliloquio… Su mensaje me hizo pensar en cuantos no estarán viviendo esta realidad.

Creo firmemente que no tiene por qué ser así en lo absoluto. El día del amor celebra un sentimiento puro, enriquecedor, importante en cada una de las esferas de nuestras vidas, pero que no se inscribe necesariamente a la relación de pareja.

Mi reflexión cobrará más sentido si pone usted en una balanza los beneficios de alejar de su vida las relaciones que limitan, empobrecen y que generan algún tipo de malestar. Tener pareja en San Valentine o en cualquier otro día del año no debe asumirse como un proyecto prioritario o como la única manera de dar sentido a su vida.

Si es de los que piensa de esta manera, le invito a romper ese mito del amor romántico. Le propongo un sencillo experimento: este 14 de febrero, decida amarse más a sí mismo, regalarse aquello que espera que  alguien más le obsequie y que nunca llega, salir a bailar con otros amigos solteros y desmontar la idea de que el amor es cosa de dos o de más y no de uno mismo en primera instancia.

Si no tienes pareja en el Día de los Enamorados seguramente te preguntas: “¿Qué hay de malo en mí? ¿Por qué nadie me quiere? Trasforma esas interrogantes y cuestiónate si te quieres lo suficiente a ti mism@. No hablo de autosuficiencia o egoísmo desmedido, sino en darnos nuestro justo lugar y valor, sobre todo en fechas como estas, cuando la depresión y la tristeza invaden a quienes no tienen una placentera relación. Que nadie te engañe ni te haga sentir miserable por ello.

Disfruta de lo que tienes: soledad, libertad, experiencia, oportunidad, todo depende de cómo lo veas. Valórate más y asume la jornada como una oportunidad para volverte el mejor cómplice de tus deseos.  

 

 

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios